ESPAÑOL | ENGLISH

ESPAÑOL | ENGLISH

La primavera ha llegado y con ella el festival del año, Coachella. Dos fines de semana en los que se juntan todos los ingredientes para crear el evento más “instagrameable”: la soleada California, un cartel kilométrico con artistas de la talla de Beyonce, multitud de actividades y exposiciones artísticas paralelas como telón de fondo y la mayor de concentración de celebrities e influencers por metro cuadrado. 

Coachella

Las modelos Alessandra Ambrosio, Camila Coelho, Jasmine Tookes, Romee Strijd y Lais Ribeiro durante el festival.

Del viernes 13 al domingo 15 y del viernes 20 al domingo 22 de abril, los asistentes han podido disfrutar como cabezas de cartel, respectivamente, a The Weekend los viernes, a Beyonce los sábados y a Eminem los domingos. Porque sí, en ambos fines de semana actúan los mismos artistas. SZA, Kygo, St. Vincent, HAIM, alt-J, M0, Cardi B, Odesza, David Byrne, Vince Staples, Soulwax o Portugal son algunos de los muchos que actuaron en el festival en esta última edición. 

¿La estrella indiscutible y que ha copado todas las portadas? Beyonce. El éxito ha sido tal que después de sus actuaciones, las redes han llegado a proponer un cambio de nombre para Coachella en honor a la gran diva del pop: Beychella. La cantante, que hizo historia al convertirse en la primera mujer negra en ser cabeza de cartel del festival, sorprendió en todos los sentidos. 

Coachella

Imágenes de las actuaciones de Beyonce.

Se subió al escenario con su marido Jay Z, con su hermana Solange Knowles y con J Balvin como invitados y reunió de nuevo a las Destiny’s Child para la ocasión. Su vestuario, así como el de bailarines y músicos del espectáculo, fue diseñado especialmente para la ocasión por el director creativo de Balmain, Olivier Rousteing, que en una absoluta demostración de creatividad, convirtió a Queen B en una reina egipcia. 

Coachella: música, moda y arte

Y es que, además de música, Coachella ofrece muchas más cosas a sus asistentes. Entre ellas, arte y moda, mucha moda. Este año las instalaciones artísticas distribuidas por el recinto han sido dignas competidoras de los atuendos más extravagantes de los famosos. 

Coachella

La estación espacial del tercer mundo, de Simón Vega y Spectra, de Newsubstance.

Estos son solo dos ejemplos de las creaciones que se han podido ver en el festival californiano. La estación espacial del tercer mundo, de Simón Vega, es una escultura gigantesca (mide 45 metros de largo, 25 de ancho y 15 de alto) basada en la estación soviética Mir que reflexiona sobre los efectos de la Guerra Fría en América Central. Mientras que la idea de Spectra, de Newsubstance, se basa en crear una espiral en la que poder sumergirse en las vistas 360 grados de Coachella a través de un viaje de luz y color desde el que observar el ajetreo del exterior.

Una creatividad que casa con el protagonismo creciente de la moda durante el festival, que se ha convertido en uno de los mayores escaparates de estilo y tendencias estivales. Se estima que todo el complejo empresarial de Coachella mueve más de 500 millones de euros, de los que casi la mitad no se han producido dentro del recinto, sino que se han generado en las numerosas fiestas que las marcas organizan como complemento con invitados de lo más destacados. La más sonada de 2018, la fiesta de Revolve. 

Coachella

Jenn Im, Kendall Jenner y Joan Smalls durante la fiesta de Revolve.

Desde los looks de street style que marcarán tendencia, pasando por las actuaciones musicales, Beyoncé, las fiestas, hasta las instalaciones artísticas. Este es un pequeño repaso de lo que ha sido Coachella 2018.