ESPAÑOL | ENGLISH

ESPAÑOL | ENGLISH

La unión entre Montblanc y Unicef se forjó en el año 2004. 14 años y varias colecciones después, han conseguido recaudar más de 10 millones de dólares. ¿El objetivo?  Promover la alfabetización y la educación infantil. 

 

La educación es un derecho humano fundamental. Sin embargo, 63 millones de niños en edad escolar (entre los 6 y los 11 años) no van al colegio y, de los que sí van, sólo 4 de cada 10 alcanzan los niveles mínimos de lectura y matemáticas debido a la mala calidad de la educación recibida. 

Montblanc y Unicef

Algunos de los instrumentos de escritura de la colección Montblanc for Unicef.

Transmitir la cultura de la escritura es uno de los grandes valores de Montblanc, lo que no es de extrañar si tenemos en cuenta que su producto insignia son los instrumentos de escritura. Con su alianza con Unicef, la firma pretende prestar su ayuda en la tarea de brindar al mayor número de niños posible el acceso a una educación equitativa e inclusiva. 

La colección Montblanc for Unicef ha recaudado 1 millón de dólares

Tan solo con su última iniciativa en favor de Unicef, la marca ha conseguido recaudar 1 millón de dólares, cantidad que irá a parar a proyectos educativos de Unicef en China, Brasil y Yibuti. Entre las mejoras que se implementarán destacan la renovación de las aulas, la provisión de útiles escolares y de mobiliario adecuado, la capacitación de docentes y los salarios de los maestros en las guarderías comunitarias.

La colección Montblanc for Unicef está compuesta por instrumentos de escritura, relojes, accesorios y artículos de piel. Hay dos características que unen a todos estos artículos. En primer lugar, el color. El azul Unicef está presente en casi todas las piezas. En segundo lugar, las inscripciones multilingües que decoran los artículos de escritura. Se trata de los primeros caracteres que los niños aprenden a escribir en seis alfabetos diferentes: el latino, el árabe, el chino, el japonés, el coreano y el hindi. 

Montblanc y Unicef

Selección de productos de la colección Montblanc for Unicef.

Tal y como dice Nicolas Baretzki, CEO de Montblanc, se trata de un diseño que enfatiza el valor de la escritura: 

“Al resaltar la naturaleza universal de la escritura y la diversidad de idiomas del mundo con un diseño que presenta seis caracteres escritos a mano -siendo cada uno de ellos la primera letra tomada de seis alfabetos diferentes que los niños aprenden a escribir primero -, la colección ha sido diseñada como un poderoso recordatorio de que es crucial tener acceso a una educación de calidad desde una edad temprana en la vida”

La educación es un derecho humano fundamental y una herramienta para romper el ciclo de desventaja de las personas que no pueden acceder a ello. Cuando todos los niños tienen acceso una educación desde una temprana edad hasta la adolescencia, se crean oportunidades que influye en las generaciones actuales y futuras.