ESPAÑOL | ENGLISH

ESPAÑOL | ENGLISH

Los músculos de nuestro rostro no son diferentes a los de cualquier otra parte del cuerpo. Sin embargo, nunca los ejercitamos. Para tener unas piernas más bonitas, unos brazos más esculpidos o unos abdominales definidos sabemos lo que tenemos que hacer pero ¿no podríamos hacer lo mismo con nuestra cara?, ¿podemos tonificarla también haciendo ejercicio? La respuesta es sí, y en esto se basa el yoga facial.

Aunque en el yoga tradicional no existen posturas específicas para la cara, lo que hace el yoga facial es aplicar muchos de sus principios para entrenar la musculatura del rostro y así, mantener una piel más elástica, eliminar arrugas y liberar estrés.

Diana Bordón Yoga facial

Diana Bordón realizando algunas posturas de yoga facial

Un método eficaz

Esta disciplina contradice todo lo que veníamos pensando la mayoría de nosotros hasta ahora. Y es que lo más normal es creer que hacer muecas o gestos pronunciados lo que hace es producir arrugas y líneas de expresión. Este es uno de los motivos por el que los más escépticos han cuestionado su eficacia. Sin embargo, un reciente estudio de la Universidad de Northwestern ha conseguido demostrar la efectividad del yoga facial si se practica con constancia.

En el estudio, publicado en la revista JAMA Dermatology y en el diario The New York Times, se mostraban imágenes de las participantes a dermatólogos independientes tanto del antes, como de un momento intermedio del proceso como del después. Estos estimaron que, después de 20 semanas de práctica diaria, las mujeres parecían, de media, tres años más jóvenes que en las fotos del comienzo del estudio.

yoga facial

Gwyneth Paltrow practica yoga facial

Una prueba de efectividad que no les hacía falta a famosas como Jennifer López o Gwyneth Paltrow, que se han declarado fans incondicionales del yoga facial. ¿Será este el secreto de su eterna juventud? La última en alabar sus beneficios ha sido Meghan Markle, que afirma que esta práctica le ayuda a definir su barbilla y sus pómulos.

Beneficios del yoga facial 

1. Previene el descolgamiento facial.

2. Alisa las arrugas.

3. Activa el sistema linfático mejorando el tono y el aspecto de la piel.

4. Mejora bolsas y ojeras.

5. Mejora la papada y el doble mentón.

6. Activa el riego sanguíneo y ayuda a restaurar las funciones metabólicas de la piel para regenerarse y fabricar nuevo colágeno.

7. Ayuda a identificar patrones o gestos que nos envejecen y a reeducar nuestros gestos.

8. Actitud serena y positiva.

9. Contribuye al equilibrio energético de todo el organismo. En la cara se encuentran más de 200 puntos de reflexología facial.

Dos pioneras españolas: Ara Rosón y Diana Bordón

En España, dos de las pioneras más importantes en yoga facial son Ara Rosón y Diana Bordón. Rosón, que acaba de impartir dos talleres en En Arsenal Femenino Madrid, está a punto de publicar su primer libro “Yoga facial con Ara Rosón. Belleza más allá de tu piel”. En él, recoge años de estudio de experiencia sobre el envejecimiento cutáneo y el importante papel de la musculatura facial y su tonificación para contrarrestarlo.

Ara Rosón yoga facial

Ara Rosón durante uno de sus talleres en Arsenal Femenino

Ella misma define su obra como “un manual práctico cuya finalidad es obtener un lifting natural de todo el rostro y alisar arrugas. El objetivo del programa es desarrollar una rutina de 10 ejercicios faciales aptos para todo el mundo, fáciles y sencillos de ejecutar y que no requieran más de 10 minutos al día”.

Por su parte, Diana Bordón ha creado el Facial Yoga Plan, un método basado en rutinas diarias de ejercicios faciales a las que se puede acceder a través de su web.

 

Utilizamos multitud de cosméticos para mejorar el aspecto de nuestra piel. El mercado está abarrotado de productos y artilugios cada vez más innovadores pero, ¿y si el secreto para mejorar la apariencia de nuestra piel no residiera en ningún producto?