La cosmética ha avanzado muchísimo en las últimas décadas. Cremas milagrosas, tratamientos que prometen que tu piel volverá a lucir joven y luminosa o champús que lograrán que tu melena sea muchísimo más voluminosa.

No es que el progreso cosmético sea malo, ahora bien, hay veces que pasamos por alto fórmulas tradicionales que han funcionado y siguen funcionando. Fórmulas que también se han adaptado a los nuevos tiempos y que cuentan con investigaciones a sus espaldas. El jabón artesanal natural, por ejemplo, es una de esas soluciones que siguen usándose y que, además, ganan cada día más adeptos. Motivos hay muchísimos.

Ingredientes completamente naturales

Sin duda, uno de los motivos más interesantes de estos productos es que precisamente están elaborados con ingredientes 100% naturales. Aceites, mantecas vegetales, extractos botánicos y aceites esenciales. Todas esas fórmulas se basan en un estudio minucioso de las propiedades de estas plantas, capaces de mejorar y tratar diversos problemas de nuestra piel.

Los jabones naturales, además, no contienen conservantes ni colorantes. Tampoco usan aromas sintéticos. No lo necesitan, pues su delicioso aroma está conseguido gracias a esas mismas plantas que se usan en su elaboración.

Productos con vitaminas para la piel

Cuando observamos los ingredientes de los jabones naturales, nos damos cuenta de que la botánica es realmente importante en ellos. Es bien sabido por todos que hay numerosas plantas que cuentan con un sinfín de propiedades naturales para nuestro organismo. Muchas de ellas son consideradas fuentes de nutrientes para nuestra piel.

La elaboración de forma artesanal de los jabones naturales hace que estos nutrientes no pierdan sus beneficios. Todo lo contrario, potencian estas ventajas sobre nuestro organismo. Así, podemos encontrarnos con jabones con grandes propiedades antioxidantes, regenerantes y emolientes para nuestra piel.

Evidentemente cada variedad estará más indicada en un caso o en otro. Por ejemplo, los jabones con base de aceite de argán son altamente hidratantes y regeneradores, mientras que los jabones que incorporan aloe vera o rosa mosqueta son ideales para aquellas personas con pieles sensibles.

Gran variedad de opciones

Los jabones artesanales no sólo sirven para el cuerpo. Lo cierto es que vamos a encontrar una amplia variedad de opciones. Aunque hay productos versátiles que podrían adaptarse a cualquier parte del cuerpo si queremos algo más específico, podemos encontrar desde jabones para la cara, jabones naturales para el pelo, jabones para el acné, jabones naturales para pieles secas, para bebés, para pieles sensibles e incluso jabones artesanales exfoliantes para poder acabar con la piel muerta y renovar nuestra dermis.

Aromas que relajan

La aromaterapia también podría ser una de las ventajas de este tipo de jabones; y es que, como hemos comentado, sus ingredientes naturales a base de extractos botánicos y aceites esenciales hacen que cuenten con aromas de lo más deliciosos. En concreto, los aceites esenciales se extraen de la destilación de plantas y cuentan con una gran cantidad de principios activos. No solo actúan en nuestra piel, también en nuestro olfato.

Los receptores olfatorios transportan los olores a una parte del cerebro que se llama sistema límbico. Es en este área en la que se conecta el instinto, el humor y las emociones. Se cree que la aromaterapia estimularía la liberación de sustancias químicas que pueden ser importantes en la liberación de emociones. Así, hay ciertos aromas que podrían ayudarnos a sentirnos más relajados después de una dura jornada de trabajo.

Jabones que limpian y cuidan nuestra piel

Todo lo comentado es importante, pero evidentemente lo que buscamos de un jabón es que limpie nuestra piel al mismo tiempo que la cuida. Los jabones artesanales naturales lo hacen. Ahora bien, es importante que escojamos siempre aquellos que se ajustan a nuestro tipo de piel, pues, como hemos comentado, hay plantas y extractos que son mucho más recomendables en un caso o en otro.

Afortunadamente, la variedad de los jabones artesanales es inmensa. Siempre encontraremos uno adecuado para nuestro caso personal.

Destacar también que al eliminar cualquier tipo de producto químico, estos jabones no nos producirán problemas de alergias, erupciones o picores, algo que sí suele suceder con algunos productos que llevan demasiados agentes químicos.

Jabones respetuosos con el medio ambiente

Otra de las ventajas que nos parecen bastante importantes es que estamos ante jabones respetuosos con el medio ambiente. Sí, nos interesa el medio ambiente, pero mejor con salud. Así, además de cuidar de nosotros, hablamos de productos 100% naturales y biodegradables.

Son, también, jabones ecológicos 100% veganos. Esto significa que en su formulación no hay ningún ingrediente que tenga origen animal ni muchísimo menos se ha experimentado con animales para poder crear estos productos, algo que a muchos nos importa hoy por hoy.

Sin duda se trata de una opción muy interesante para nuestro aseo y cuidado personal. Una opción que, incluso, podemos valorar como un buen regalo para nuestros familiares y amigos.