Muchos de los productos cosméticos del mercado se comercializan en envases de plástico. Lo cual, genera una gran cantidad de residuos que se podrían evitar si las empresas optaran por invertir en alternativas más sostenibles. Los elevados costes en investigación y producción y sus ventajas en cuanto al transporte y conservación de los productos hacen que la industria se siga decantando por los recipientes plásticos. Sin embargo, algunas marcas han empezado ya a optar por alternativas más ecofriendly con las que ayudar a combatir el cambio climático. Entre ellas, L’Oréal, que acaba de desarrollar un nuevo envase de cartón para sus cosméticos para ser más sostenible.

envase de cartón para sus cosméticos

La producción del nuevo envase de cartón diseñado por Albéa para L’Oréal comenzará a producirse en 2020.

Objetivo: sostenibilidad

L’Oréal es una de las compañías que está apostando por la sostenibilidad en sus envases y en sus procesos de producción. En una de sus últimas medidas, se ha unido con Albéa para crear un tubo cosmético en el que el plástico se reemplaza, en su mayor parte, por un material similar al papel certificado de base biológica. Esta innovadora iniciativa pretende aportar una alternativa a los envases tradicionales y, aunque todavía es solo un proyecto, su primera producción está prevista para la segunda mitad del 2020. 

No es la única iniciativa sostenible que ha adoptado L’Oreal en los últimos años. Hace unos meses anunciaba que ha logrado que 38 de sus fábricas y centros de distribución sean neutros en emisiones de carbono. Además, al igual que Albéa, es firmante de la New Plastics Economy de la Fundación Ellen MacArthur. Por ello, se ha comprometido a que, en 2025, el 100% del packaging hecho con plásticos sea recargable, reciclable o compostable y el 50% provenga de materiales reciclados.

envase de cartón para sus cosméticos

L’Oréal es una de las mayores compañías cosméticas.

Con estas medidas, la gran compañía responsable de algunas de las más famosas marcas cosméticas del mundo se encamina hacia una producción y comercialización mucho más responsables. Poco a poco, innovación cosmética y sostenibilidad van más de la mano.