La magia de la Navidad va inundando poco a poco las calles. Las luces iluminan el oscuro cielo, mientras, los copos de nieve van cayendo para vestir de blanco las montañas más altas. Dentro de las ciudades, los abetos son coronados con la mítica estrella, estando presentes en hogares y locales. Y es que, los escaparates han sido los primeros en prepararse para acoger la última época del año.

Para finalizar el último mes del calendario, las grandes casas se unen y colaboran para vestir de gala los escaparates navideños. Mostrando luz y color, transmitiendo a los viandantes la alegría de celebrar y agradecer el año vivido junto a los seres queridos. Obsequiar y recibir los mejores regalos, pudiéndolos encontrar a través de los escaparates. Los cúales rebosan arte e ilusión, pues esta última siempre debe estar presente.

Creando pieza a pieza junto a Louis Vuitton

Desde el 29 de octubre, los expositores navideños de Louis Vuitton se han unido a la imaginación creativa de LEGO. Esta unión ya empezó con la celebración de los 200 años del nacimiento de Vuitton, en la que la marca de juegos creó una tarta gigante compuesta por 31.700 piezas. Y, para esta Navidad, los árboles nevados de los escaparates transportan a los ciudadanos al invierno que se acerca. Al fondo de ellos, miles de piezas de colores vivos. Por otro lado, los baúles de Vuitton están revestidos de mosaicos LEGO, apilándolos y reconstruyendo la Torre Eiffel.

lego-vuitton-navideño-magazinehorse

Los escaparates navideños de Louis Vuitton transmiten vida a través de los colores de las pequeñas piezas LEGO

Además, algunas fachadas de la Maison acogen adornos gigantes, llegando a los 15 metros de altura. Del mismo modo, pero en miniatura, los embalajes para las compras llevan los motivos LEGO. Una vez terminada la época navideña, cada pieza utilizada para las decoraciones se destinarán a asociaciones locales para que los niños de los colegios puedan inspirarse a través de los juegos. Para seguir creciendo y construyendo mientras se divierten.

La casita de Jengibre de Christian Dior

Muy cerca de Hyde Park, el centro comercial londinense, Harrods, hace brillar su enorme estrella de la mano de Christian Dior. A través del proyecto The Fabulous World of Dior, la gran fachada resplandece en la oscuridad, y los escaparates tradicionales han desaparecido, dejando paso al pan de jengibre.

 

Mientras que en su interior dos pop ups, una exhibición y un café aguardan para recibir a los visitantes hasta el 3 de enero

harrods-dior-escaparates-magazinehorse

Las galletas de jengibre han sido las elegidas para recrear un mundo fantástico dentro de Harrods. Llevando a los visitantes a viajar a través de su imaginación

La exhibición de 15 minutos deja a los visitantes sumergirse en un pueblecito en tamaño micro con lugares simbólicos de Christian Dior con acabados navideños. Entre ellos encontramos Granville, su lugar de nacimiento, Colle Noire, una de sus propiedades y 30 Montaigne, una de sus boutiques. En cuanto al café, se ofrecen productos especiales para la ocasión, recreando estar dentro de la casita de Hansel y Gretel para disfrutar de dulces y bebidas calientes.

El arte del origami navideño

Como en cada temporada navideña, los restaurantes, tiendas y centros se preparan para vestir sus edificios y los escaparates navideños llenos de luces, junto a estrellas y regalos. Este año, el artista belga Charles Kaisin ha querido poner de su parte y llevar su arte por el origami hasta el centro comercial Glatt. Muy cerca de la ciudad de Zúrich, en Suiza, Santa Claus y Rudolph, su reno, esperan dentro del centro a ser visitados. La instalación navideña cuenta con las figuras colgadas desde lo alto del edificio, habiendo utilizado alrededor de 70.000 origamis doblados a mano. 

origami-navideño-escaparates-magazinehorse

Santa Claus y el reno, hechos a través de origami, sobrevuelan el centro comercial. Siendo una maravilla poder contemplar enormes figuras realizadas con algo tan sencillo como el papel

Las centenares de figuras de papel, en forma de paloma, presiden el espacio transmitiendo vida y color, con el rojo y blanco característico de Papá Noel. Además del reno bañado en color dorado, que a través de su cornamenta dibuja un corazón. Además, hasta el día 10 de diciembre, los visitantes podrán participar en talleres de origami japonés, y disfrutar del arte en unas fechas muy especiales. 

Dolce & Gabbana brilla en Londres

La marca de moda italiana es otra de las grandes casas que sale esta navidad para llevar sus mejores productos a las calles. El lugar elegido para instalar su pop up ha sido Covent Garden en Londres. Su exterior invita por sí solo a querer entrar para descubrir lo mejor de Dolce & Gabbana. Su fachada repleta de luces de distintos colores, mientras su nombre preside el arco de entrada. Y junto a ella, el tradicional árbol navideño.

dolce-gabbana-navideños-magazinehorse

Mientras que su exterior se viste de mil colores, el interior de la pop up se baña de rojo, mostrando todos sus productos posados con elegancia. Uno de los escaparates navideños más especiales

Los visitantes pueden disfrutar de la tienda hasta el 15 de enero en la plaza este de Covent Garden. Bajo las cuatro paredes de la pop up se siente la esencia italiana, descubriendo los estampados y diseños perfectos para la época más fría del año. La variedad de oferta entre sus productos es amplia, encontrando desde bolsos rompedores hasta los zapatos más cómodos. Teniendo más presente los jerséis y sudaderas para combatir el frío.

Imágenes cedidas por Louis Vuitton, Christian Dior, Glatt, Covent Garden London