Yoga y pilates pueden parecer dos disciplinas muy parecidas y, en realidad, lo son. Ambas nos ayudan a mejorar la postura corporal gracias al trabajo de core, tonifican la musculatura y entrenan la movilidad articular y la flexibilidad. La principal diferencia entre ellas es el componente espiritual. El yoga nace con un objetivo mucho más místico y las asanas o posturas se encaminan a la meditación.  Aunque esto es algo que se ha ido perdiendo en algunas modalidades, que se centran más en el trabajo corporal. El pilates, en cambio, es puramente físico y utiliza, en ocasiones, una serie de máquinas y accesorios que no se usan en yoga, que trabaja casi exclusivamente con el peso corporal.

Yoga: las 6 modalidades más allá del Hatha

Si hay algo en lo que se parecen ambas disciplinas es en la cantidad de modalidades de una y de otra que han ido apareciendo a lo largo de los años. En el caso del yoga, la lista es infinita: Hatha, Vinyasa, Bikram, Ashtanga, Power… Las posturas o asanas siempre son las mismas, lo que cambia es la forma de llevarlas a cabo. De forma más pausada, más fluidas, centrándose más en la espiritualidad y la meditación, en la parte física… La palabra yoga engloba todo un mundo de posibilidades, por eso, existe un tipo de yoga para cada persona. Quizás el tuyo se encuentre entre estos 6 tipos de yoga que quizás no conocías:

Aeroyoga

El aeroyoga mezcla las posturas del tradicional Hatha yoga con la gimnasia acrobática en una misma disciplina. Para realizarla se utiliza un columpio formado por telas en suspensión que permiten llevar a cabo posturas clásicas de yoga e invertidas, pero completamente suspendidos en el aire. Esta práctica trabaja el abdomen, combate la celulitis y la flacidez, elimina el dolor de espalda, estira la columna, descomprime las vértebras, tonifica los músculos y contribuye a definir la silueta porque el cuerpo va ganando flexibilidad.

En el hotel Royal Hideaway Sancti Petri lo hacen al aire libre y con vistas al mar, un entorno que sin duda favorece la relajación y la sensación de bienestar.

yoga y pilates

El aeroyoga combina el yoga con la gimnasia acrobática.

Vinyasa Flow yoga

El Vinyasa es un yoga dinámico. Enlaza las asanas de manera fluida, combinando las de pie, sentadas, tendidas e invertidas y poniendo el foco en la respiración. Es un yoga perfecto para ponerse en forma ya que es bastante exigente, requiere concentración y promueve un trabajo aeróbico. Dentro del vinyasa hay muchas variedades, entre las que destaca el Vinyasa Flow, “un yoga dinámico en el que no te vas a quedar en una postura mucho rato, sino que transitas de una a otra de manera más fluida y coordinada con la respiración, como un baile”, explica Isabel Manso, experta en yoga que imparte esta disciplina en el hotel Barceló Portinatx.

yoga y pilates

El yoga Vinyasa mejora la postura corporal, la flexibilidad y es un entrenamiento completo.

Yoga massage

El preludio perfecto para una sesión de meditación o de yoga. Los movimientos del yoga se reproducen esta vez de forma pasiva a través de un antiguo masaje originado en los templos pre-hindúes y traído al sudeste asiático por uno de los médicos del Buda. Se trata de un masaje seco de presión media y con énfasis en los estiramientos que libera la tensión y fomenta la circulación y la flexibilidad. Esta modalidad se ofrece en  el Royal Hideaway Hotel en Formentor

yoga y pilates

El yoga massage es perfecto para antes de la meditación y del yoga.

Sup yoga

En otra mezcla de disciplinas, esta modalidad propone realizar las posturas de yoga sobre una tabla de paddle surf, con lo que se potencia el equilibrio, la coordinación y la resistencia, además de conseguir un entrenamiento completo de core, tren superior e inferior.

yoga y pilates

El SUP yoga mejora el equilibrio ya que se realiza sobre una tabla de surf.

Bikram yoga

A 42 grados, con un 40% de humedad y con una duración de 90 minutos. Puede parecer una locura, pero el Bikram yoga gana cada día más adeptos precisamente por las condiciones en las que se realiza. Y es que el calor ayuda a ganar flexibilidad y los resultados se empiezan a notar mucho antes. Durante cada sesión se llevan a cabo 26 posturas básicas del Hatha yoga. Siempre las mismas. Se empieza con ejercicios de pranayama (respiración consciente) seguidos de una serie de posturas de pie y de equilibrio. Después, se descansa en savasana para recuperar energía y seguir con posturas de suelo en las que también se trabaja la torsión. Para terminar, se realiza un ejercicio de respiración kapalabati para quemar las toxinas y trabajar el abdomen.

yoga y pilates

El Bikram yoga se realiza a 42 grados centígrados con un 40% de humedad durante 90 minutos.

Yoga facial 

En Horse ya te contamos hace un tiempo los beneficios de esta nueva técnica de skincare que defiende los beneficios del ejercicio y los masajes descongestionantes como una rutina necesaria para fortalecer el rostro. Durante los entrenamientos, se estimula el rostro con movimientos de presión y extensión que ayudan a tonificar la piel y eliminar el tono opaco y las células muertas. En el espacio U-Wellness del hotel Hamilton en Menorca incorpora a su carta de tratamientos la primera sesión de Face Gym de España.

yoga y pilates

Ejercitar los músculos también del rostro.

Pilates: 6 de las modalidades más extendidas

En pilates también han surgido escuelas que apuestan por trabajar distintas partes del cuerpo, persiguen objetivos diferentes o emplean o no maquinarias y elementos externos. La elección no es todavía tan amplia como la del yoga, que en los últimos años ha crecido muchísimo, pero sí que existen varias de las que destacamos aquí 6.

Pilates mat

Es el pilates original, el que se practica en el suelo sobre una colchoneta. Es el más moderado, el más frecuente y el mejor para principiantes ya que es perfecto para aprender los movimientos, a controlar la respiración y para ganar fuerza y elasticidad. Combina movimientos suaves y constantes con ejercicios de mayor intensidad, todos ellos con el propio cuerpo, aunque también se pueden utilizar elementos como pelotas, bandas elásticas o aros.

Pilates Reformer

Se practica con la máquina Reformer, una especie de cama diseñada para conseguir, a partir de los ejercicios de suelo de pilates, un entrenamiento más intenso pero sin impacto, ya que la máquina permite que no tengamos que soportar ninguna fuerza. Los ejercicios se realizan en posición tumbada, sentada o de pie y se trabajan especialmente la espalda y el abdomen. Perfecto si el objetivo es aumentar la fuerza muscular.

pilates reformer

Con el Reformer se trabajan con unas resistencias para potenciar la fuerza de piernas y abdominales profundos principalmente

Cadillac pilates

Emplea un aparato similar al Reformer, solo que este incorpora una estructura superior en la que colocar otros accesorios (abrazaderas, poleas…). Aumenta el nivel de dificultad pero ofrece la misma seguridad e impacto cero que el anterior. Aunque está diseñado para trabajar principalmente abdomen, piernas, pecho y caderas, también permite entrenar otras partes del cuerpo.

pilates-cadillac

Con el Pilates Cadillac trabajas con la fuerza de tu propio cuerpo.

Pilates quemacalorías

En esta modalidad se mezclan los ejercicios de pilates con el trabajo aeróbico, que ocupa un 70% de las sesiones, para quemar más calorías.

Hot pilates

Recuerda al Bikram yoga aunque las condiciones son menos extremas. Los ejercicios se realizan a una temperatura de 35 grados y no requiere de la realización de unos ejercicios específicos como el Bikram. El calor favorece la eliminación de toxinas y se reduce el riesgo de sufrir lesiones.

Aquapilates

En este caso, los ejercicios de pilates se suman a los beneficios del medio acuático. Las sesiones se realizan en una piscina de poca profundidad, por lo que la musculatura se tonifica gracias a la resistencia natural del agua mientras que se minimiza el impacto para las articulaciones.

Diferencias y similitudes entre yoga y pilates y sus diferentes modalidades para saber cuál se adapta más a ti.

Imágenes de yoga cortesía de Barceló Hotels & Resorts

Imágenes de Pilates cortesía de Monpilates